Tratamiento menopausia

Tratamiento menopausia

Tratamiento de síntomas de la menopausia

El tratamiento de la menopausia es complejo y hay que ajustarlo según las necesidades de cada paciente. Generalmente, se opta por el tratamiento de cada síntoma en particular, a menos que haya un cuadro muy significativo que justifique un tratamiento de sustitución hormonal. El objetivo siempre es mejorar la calidad de vida a las mujeres.

¿Cómo se trata la sequedad vaginal y el dolor con las relaciones sexuales?

Para combatir la sequedad vaginal se opta por tratamientos locales. Existen diferentes opciones en base a cada necesidades. Las dos opciones, hormonales y no hormonales, pueden combinarse para mejores resultados.

  • Hormonales: se trata de administrar estrógenos locales a nivel de la vagina mediante el uso de cremas vaginales, tabletas vaginales o anillos vaginales. Estas medicaciones liberan estrógenos locales los cuales ayudarán a aumentar el grosor de la mucosa vaginal con el consiguiente aumento de la lubricación. Tienen muy poca absorción a nivel sistémico y, por ende, son seguros y no ofrecen un aumento significativo en el aumento de la incidencia del cáncer de mama.
  • No hormonales: se utilizan distintos productos que no contienen estrógenos locales para ayudar a la lubricación y alivio de los síntomas.
    • Lubricantes: Los lubricantes con base acuosa tienden a resecar las mucosas porque se evaporan y, por ende, no previenen la fricción durante las relaciones. Los lubricantes más nobles son los oleosos, como la vaselina líquida o sólida, los cuales no sufren ningún proceso de evaporación y tienden a tener una larga duración. El inconveniente que generan es la dificultad en el aseo del área genital.
    • Hidratantes vulvo-vaginales: existen componentes acuosos u oleosos. Los acuosos suelen contener acido hialurónico. Son de base acuosa y tienden a pegarse a las paredes vaginales. Existen geles con centella asiática que tiene una acción re-epitelizante y cicatrizante. Puede ayudar a aliviar los síntoma de sequedad. Hay hidratantes oleosos como los aceites a base de vitamina E, bardana y aceite de almendras. Suelen ser de mayor duración.

¿Cómo se tratan los sofocos?

Existen tratamientos hormonales y no hormonales. Generalmente, los tratamientos hormonales suelen ser los más efectivos. Aún así, hay mujeres que no pueden utilizar hormonas o derivados por otras afecciones. El tratamiento de los síntomas se realizará en base a cada caso en particular

  • Métodos no hormonales:
    • Derivados del polen: son unos componentes relativamente nuevos. Son medicaciones naturales que derivan del polen, pero que son procesados de manera particular para que puedan ser utilizados por las pacientes alérgicas al polen. La eficacia máxima que pueden ofrecer es de un 40-50%, siendo una nueva alternativa que además puede mejorar otros síntomas relacionados con el climaterio.
    • Antidepresivos: existe un subgrupo de antidepresivos llamados recaptadores de la serotonina que han demostrado ser efectivos en un 60% contra los sofocos, ya que modulan la respuesta vasomotora con dosis mucho menores a las que se administran para tratar la depresión.
  • Hormonales: se indicará terapia hormonal sustitutivas a aquellas mujeres que no respondan a los métodos no hormonales o a las que presenten cuadros de sofocos invalidantes.
  • Fitoestrógenos: son isoflavonas, o estrógenos vegetales. Son potencialmente seguros, aunque su eficacia ronda como máximo un 30-40%. Deberán evitarse en mujeres cáncer de mama ya que son fuente de estrógenos.

¿Cómo se trata el insomnio?

Antes que nada hay que tomar medidas para realizar una “higiene del sueño”: cenar liviano, disminuir la ingesta de hidratos de carbono y fritos por las noches, no beber alcohol por las noches, cenar temprano para que una correcta digestión pueda llevarse a cabo antes de acostarse a dormir, evitar la cafeína por las noches, no mirar TV hasta altas horas de las noches, tomar un baño previo a dormir, no realizar ejercicio físico por las tardes/noches. Una vez que se adopten estas medidas pueden suministrarse distintas medicaciones. Estas medicaciones deberán ser administradas bajo supervisión médica.

¿Cómo se trata el aumento de peso?

Hay que adaptarse a una nueva etapa en la vida y esto también constituye una modificación de los hábitos alimenticios. Cada etapa en la vida de la mujer necesita de una alimentación particular. No hay que olvidar el ejercicio físico. Puede obtener ayuda con un profesional de la nutrición.

¿ Cómo se trata la disminución de la libido?

Es un síntoma difícil de tratar ya que la disminución del deseo sexual está ligado también a los cambios corporales que sufre cada mujer. Es imprescindible el apoyo de la pareja en esta nueva etapa. El único tratamiento que ha probado ser efectivo es la sustitución hormonal. Aún así hay mujeres que no logran mejorar este aspecto de la vida.

¿Cómo se trata las alteraciones emocionales?

El profesional de la salud deberá identificar si la paciente necesitará algún tipo de apoyo psicológico y si necesitará medicación. Este aspecto tiene que tener un manejo multidisciplinar ya que ofrece mejores resultados.

¿Qué hacer cuando existe más de un síntoma?

En las mujeres en las que los síntomas climatéricos son más floridos y se asocian más de uno suelen beneficiarse de la terapia hormonal sustitutiva. El objetivo es dar una aporte hormonal dado que los ovarios han dejado de producir estrógeno y progesterona. Existen distintos esquemas de terapias sustitutivas y distintos medicamentos y vías de suministración que se decidirán en base a las características de cada paciente. Se trata de prescribir la menor dosis hormonal posible para tener los máximos resultados. El tiempo de suministración no deberá exceder los 5 años.

¿Cuáles son los riesgos la terapia hormonal sustitutiva?

Como con cualquier otra medicación, la terapia hormonal conlleva ciertos riesgos. Existen muchos estudios que sostienen que la suministración de este tipo de tratamiento puede aumentar la incidencia de cáncer de mama. En mujeres que aún preservan su útero y a las cuales no se les administra la progesterona conjuntamente con los estrógenos, tienen un aumento en la incidencia de cáncer de endometrio. Algunas mujeres pueden experimentar sangrados uterinos anormales que no deberían existir con este tipo de tratamiento.

Más información:

Asociación Española para el estudio de la menopausia

North American Menopause Society

 

Salud sexual y reproductiva responsable

Densitometría

Tratamiento de osteoporosis

Mamo/eco

Preguntas frecuentes

FAQ tratamiento menopausia

Respuestas tratamiento menopausia

WhatsApp

START TYPING AND PRESS ENTER TO SEARCH